10 jun. 2009

The Softies 'Loveseat'


1A-. Loveseat
2A-. That and everything

1B-. Goodbye
2B-. You don't like me anymore

Sello: Slumberland RecordsReferencia: slr 41Año: 1994


¡Qué difícil me resulta hablar sobre uno de los personajes más encantadores dentro del
indiepop mundial!, pienso que escriba lo que escriba me quedaré corto para calificar lo que significa Rose Melberg para el buen amante del pop exquisito elevado a su máxima expresión. Si en Europa fue Amelia Fletcher el icono del indiepop más saltarín y divertido, en Estados Unidos el referente ha sido, es y será sin duda alguna Rose Melberg quien con su dulce voz, sus delicadas melodías y la elegancia que derrocha en cada una de sus composiciones seguro que consigue que te enamores de su música.

En 7iete Pulgadas ya hemos comentado un single de su primera banda, Tiger Trap, en la que nos encandilaba con canciones que mezclaban la inocente voz de Rose con rabiosas guitarras punk. Posteriormente se unió al divertido proyecto de
Go Sailor (la versión americana de The Haywains) a la vez que junto a su amiga Jen Sbragia consolidaba su banda principal, The Softies.

Ahora que me encuentro tranquilo en casa en una situación 'delicada', qué mejor actividad que escuchar los preciosos temas que nos dejó el dúo en sus 6 años de existencia, comenzando con este single de debut que publicaron en el fantástico sello americano Slumberland Records. Sus dos primeros singles, éste y el que publicaron en K Records al año siguiente, fueron la puerta de entrada a lo que fue la obra maestra del dúo, su inconmensurable Lp
'It's love' donde se recogen 14 temas que te transportan por un plácido viaje a través de las nubes, con la única compañía de las delicadas guitarras y celestiales voces de Jen y Rose. Como curiosidad, cabe destacar la versión 'desenchufada' que hacen del 'I can't get no satisfaction, thank God' de Talulah Gosh, consiguiendo que me guste casi más que la original.

Sin embargo, el 7" que nos ocupa recoge sus 4 primeras composiciones en las que se muestran menos perfeccionistas que en el Lp. Comenzando por 'Loveseat' de la que podemos encontrar alguna reminiscencia de su anterior banda, Tiger Trap, aunque suavizándolas un poco. 'That and everything' es igual de 'amateur' que la anterior mostrándonos a la banda en toda su desnudez, como si estuviesen tocando en el salón de tu casa. La cara B comienza con 'Goodbye', un tema algo más arreglado, manteniendo la fragilidad y delicadeza de la que siempre hacen gala. 'You don't like me anymore' es un poco más floja que las otras 3 canciones, quizá porque muestra el lado un lado más oscuro y triste de The Softies.

Para finalizar os dejo con un vídeo del tema 'Take some time' que apareció en el último trabajo en solitario de Rose Melberg publicado en 2006 y que es un fiel reflejo de la tranquilidad que transmite cada una de sus composiciones.


3 comentarios:

Antonio dijo...

Qué decir de Softies, uno de mis grupos favoritos. Su tema Sturdies Bay fue sintonía de mi programa de radio y les dediqué un programa especial. Su fórmula de guitarra de acompañamiento, voz y guitarra solista me enganchó desde el primer momento. A mí me gustan todos sus discos y me costaría decidirme por uno, aunque creo que me quedaría con Holidays in Rhode Island que quizá tenga más variedad de registros. Y Rose Melberg en solitario también merece la pena. En cuanto a chicas indie habría que citar a algunas muy interesantes como Pam Berry, Laura Watling, Amy Linton, Isobel Campbell, Katy Davidson, Lois Maffeo, Katrina Mitchell, etc, etc

Federica Pulla dijo...

Alejandro,

A ver si mejoramos, que para enfermedades raras estoy yo para tener el cupo completo.

¡Cuídate!

alex dijo...

Hola Antonio,

The Softies son de los grupos más exquisitos que conozco, me encantan todas sus canciones y la voz de Rose es encantadora. Ayer me escuche un par de veces el 'It's love' y fue alucinante. En ese estilo, otro dúo que me encanta es Carousel, aunque creo que no van a pasar por 7iete pulgadas.

Miguel, mi enfermedad no es rara, pero un tanto molesta si es. Imagínate un tajo (abierto) del tamaño de una naranja grandecita a la altura de la rabadilla.

Saludos,

Alex