26 oct. 2007

The Candy Darlings 'That's where Caroline lives'




1A-. That's where Caroline lives

1B-.
Bright new morning
2B-.
Transparent


Teatime Rds. TEATIME 007 (1989)


Disculpad el retraso, pero el regreso de las vacaciones siempre es duro y cuesta aclimatarse a la rutina casera, laboral y bloguera. A la vuelta de Berlín lo primero que se me ocurre pensar y decir es lo que habitualmente me pasa cuando vuelvo de otro país: ¡cuánto nos queda por aprender! Y no me refiero a que los españoles seamos tontos o que no haya grandes profesionales o personas maravillosas, más bien se trata de civismo, respeto y educación, algo que aquí parece difícil de conseguir. En una semana ha sido posible descubrir un sinfín de detalles que harían avergonzarse a muchos españoles que presumen de ser guays, enrrollados y que gritan a los cuatro vientos que como en España no se vive en ningún sitio. Ojo, que yo estoy orgulloso de ser español y vivir en Madrid, pero me gustaría que cambiaran tantas cosas... Cosas tan aparentemente sencillas como no tirar basura al suelo, no hablar a gritos, ser respetuoso entre peatones, ciclistas y conductores, tratar de ayudar al que lo necesita (en este caso nosotros)..., en definitiva algo tan básico como respetar las normas, lo cual todavía es complicado de ver por aquí donde prima la trampa, el engaño y el egoísmo. Aparte de eso son capaces de tener precios bastante más ajustados que en Madrid, casas a ¡mitad de precio! tanto de alquiler como de compra, un transporte público envidiable (con el punto negativo de la falta de escaleras mecánicas en el metro) y unos sueldos que imagino bastante más elevados. Pero en fin, que culpa tienen los pobres Candy Darlings de que haya estado allí de vacaciones y les usurpe su pequeño espacio dentro de este blog. El caso es que de los pocos discos que me traje de allí (teniendo en cuenta la cantidad de tiendas de vinilos, segunda mano y discos en general), me agencié el volumen 4 y 5 de The sound of Leamington Spa, donde figura That's where Caroline lives de
The Candy Darlings, lo que me agradó escuchar entre tanto grupo desconocido para mí, sobre todo en el volumen 5 y que ha hecho que me acuerde de ellos en este momento.

The Candy Darlings fué otro de los múltiples grupos descubiertos gracias al 'capullo' de Miguel Stamp, quien desde su programa nos inculcó el amor por éste pequeño sello de Bristol en el cual también militaban los maravillosos Driscolls de las que ya hablé por aquí hace unos meses. Este fué el único 7" que sacó la banda formada por Steve King, Dom Hall y Chris Strange con lo cual la elección del single ha sido facilita, aunque posteriormente grabaron más canciones que se pueden encontrar en su página de myspace y que ofrecen una vertiente más bailable que no se ajusta a lo que grabaron en el disco que nos ocupa.

That's where Caroline lives es el tema estrella del 7" y resulta tan contundente como todas las referencias del sello, no es que sean especialmente originales, de hecho me soplan al oído que todos estos grupos suenan igual y que son un poco rollete, será por eso que a mi siempre me han recordado un poco a Wedding Present y su camiseta con la leyenda de 'all the songs sound the same'.

En Bright new morning y Transparent dan una vuelta de tuerca para acelerar un poco más las guitarras y hacer de esta cara la más animada del vinilo. En definitiva, un disco que no creo que se encuentre entre los favoritos en las enciclopedias del indiepop, pero que es capaz de hacerme vibrar durante 5 minutos.

9 oct. 2007

The Legendary Bang 'Louise Brooks ep'





1A-. Louise Brooks
2A-. Sound of Love
3A-. Happy (video)

1B-. Cup of Tea
2B-. Swirling


Marsh-marigold Records GOLD 09 (1991)


Ante todo, les pido disculpas por el retraso, pero multiples obligaciones, compromisos y otras actividades apenas me han dejado tiempo para atenderles. Escribo hoy un poco a trompicones y sin mucha convicción con la obligación de hacerlo puesto que el viernes me piro de VACACIONES y puede que hasta finales de mes no pueda volver a hacerlo. Como tampoco es plan de que os tireis un mes viendo de entrada la foto del santito con el hacha del disco de Miaow, aqui os mando la primera entrega y quizá unica que 7iete pulgadas tiene previsto para este mes de octubre en el que un servidor será un año mayor según el DNI pero uno menor de espíritu e ilusión.

Asíque aprovechando que el viernes nos vamos a Berlín a disfrutar de unas más que merecidas vacaciones, le voy a dedicar este artículo a otra banda alemana. En esta ocasión se trata del grupo probablemente más britanizado de los que surgieron a principios de los 90 en Alemania. Ellos son The Legendary Bang, una banda de Hamburgo que grabó para el sello referente del indie teutón Marsh-marigold Records, que en su momento alojó a bandas como Die Fünf Freunde, Red Letter Day o Red Sleeping Beauty.



He dudado con cual de sus dos 7" hacerles este pequeño homenaje ya que ambos me parecen lo suficientemente buenos, pero al final me he decidido por este 2º single y así aprovecho para poder meter una reseña en forma de divertido video con la que me he topado en la red de su canción más pegadiza 'Happy'.

Si con otros grupos alemanes siempre encontraba algún elemento que 'empañaba' sus canciones, bien sea el idioma, exagerados instrumentos de viento o un sonido irregular o extravagante, con The Legendary Bang encuentro una estabilidad musical que hace que les incluya entre mis favoritos sin lugar a dudas. La pena es que su legado fuese tan corto como su existencia, apenas un par de sencillos, otra canción en el increible single recopilatorio International Pop de Mind the Season y alguna que otra demo. Posteriormente dos de sus miembros formaron otra banda interesante dentro del sello, 50.000.000 Elvis Fans can't be wrong.

La introducción perfecta a este disco es la canción que le da título, Louise Brooks, donde en sus 22 segundos ya se puede adivinar lo que nos vamos a encontrar a continuación. Sounds of Love, nos traslada a los Talulah Gosh más divertidos, mezclados con la calidez de Girls at our Best, creando una canción digna de sellos como Subway o 53rd & 3rd. Sin duda, mi canción favorita y la que más se acerca a lo que siempre han sido mis preferencias musicales. Para cerrar la cara A parece que hemos fichado a los Haywains, pero se trata de nuevo de las guitarras aceleradas, coros celestiales y estribillo pegadizo de estos chicos de Hamburgo, quiénes nos deleitan con Happy (ver video arriba).

La cara B empieza con Cup of Tea, su tema más sosete y tristón, más cercano a compañeros de sello como Red Letter Day y que nos deja un poco parados. No es que la canción sea mala, pero a este tipo de grupos se le pide un poco más de energía viendo de lo que son capaces. Cerramos el single de la mejor manera posible, con Swirling, un tema de apenas un minuto, con vuelta a esas guitarras asperas, preciosos coros y contundencia, lo que The Legendary Bang mejor sabían hacer y que se dejen de baladitas y gaitas :-)

Aqui os dejo hasta la vuelta donde volveré con más ganas y espero que con más fuerza para regalarnos esos discos que tanto nos gustaron y nos marcaron, todavía nos esperan Candy Darlings, Po!, Mousefolk, Another Sunny Day, Aberdeen, Prayers, Acid house kings, They go boom!!!..., ufff, pues no nos queda tela que cortar todavía. Abrazos para todos.